Desde el 7/06/2013 en www.ciclismo2005.com

08 junio, 2005

¡Francia al ataque!

Lo nunca visto. En la segunda etapa del Dauphiné llegan cuatro corredores con 3´ sobre el pelotón y los cuatro son franceses. Gran día para el ciclismo galo, al que tampoco le está yendo tan mal con el ProTour. La victoria fue para Samuel Dumoulin, clase 80, que en los dos últimos años había ganado el Bro León, una carrerita francesa, pero carrera al fin y al cabo. Su equipo, el AG2R lo agradecerá sobremanera ahora que se acerca el Tour y algunos focos maliciosos apuntarán a los invitados por la organización: siempre es más fácil defender argumentos con victorias que con la simple nacionalidad francesa de un equipo. Segundo ha sido Charteau, el mismo que ganó una etapa en la Volta, mientras que tercero y cuarto han sido Finot y Bessy. Veremos a ver que pasa en el Tour, pero de momento los franceses se defienden bien, y no sólo en sus carreras. El sprint del pelotón ha sido para Hunter, que esta vez ha superado a Hushvod, aunque quedan pocas etapas para velocistas. Hoy se disputa la contrarreloj de Dauphiné, que siempre es la más larga de la temporada a excepción de las de las grandes vueltas: nada menos que 46 km. con puertecito de por medio. Armstrong dice que se va a probar, yo creo que no hay nadie que le pueda batir, porque Landis y Leipheimer son prolongaciones del cowboy de Texas en el pelotón. Mismo pedaleo, mismas aspiraciones de imitar a su mentor...¡que alguien rescate el ciclismo!
****
Oigo en la radio que le hacen a Serrat un homenaje en Madrid. Pasa en directo a antena y ante la confesión del periodista de que está ante un ídolo, el cantautor de Poble Sec responde que lo mismo le pasaba a él, cuando de pequeño iba a pedir autógrafos a los ciclistas, Van Looy en concreto. Grande Serrat, a ver si algún día hace un equivalente a su canción a Kubala con un fenómeno del pedal. El grandísimo Paolo Conte ya le dedicó en su día una canción a Bartali, el ginetaccio. Y Serrat es como Conte, cuando no mejor.
****
Hematocrito alto. Desde hace unos años el hematocrito alto se detecta, casualmente, antes del inicio de grandes vueltas por etapas, cuando a Pantani lo excluyeron en Madonna di Campligio a falta de una etapa, igual que a Dani Clavero en una Vuelta. ¿Ganas de evitar problemas por parte de la UCI? ¿Atajar el mal al principio?¿Quiere decir que no hay corredores con más de 50% de parte sólida en la sangre antes de las grandes etapas de montaña? Puede ser. También puede ser que se utilicen técnicas de doping en los entrenamientos en aras de acostumbrar al cuerpo, para así en competición "engañarlo" y que crea que va con gasolina extra. No es idea mía: la leí en su día en el libro del masajista del Festina, el demasiado olvidado Willy Voet, y a Virenque en su declaración ante el juez.

5 comentarios:

jefe dijo...

Respecto a la crono de oy, yo también creo que ganará Armstrong, pero tampoco veo la etapa de hoy como una prueba seria porque tampoco tiene grandes rivales para esta especialidad. A mi juicio, las conclusiones hay que sacarlas en las etapas de montaña, a partir de mañana en el Ventoux y el sábado con el durísimo Juox Plene.

Anónimo dijo...

Sergio,

Si tan poco te gusta Arcadio y el blog, por qué sientes la necesidad de visitarlo y dejarnos tus posts vomitivos. No seas masoca y vete a dar la plasta al racó

jaimeguada dijo...

Pues ganó Botero y Armstrong tercero. De los nuestros el mejor Pereiro. Y caso aparte lo de Euskatel. Solo le quedan 5 corredores y 4 de ellos entre los 15 últimos. Pareceré radical, pero... ¿se van a presentar al Tour? Empieza a ser bastante lamentable verlos arrastrarse por las carreras del UCI Protour. De verdad, que era un equipo que me cae simpático por las ganas que le ponían, pero es que no se que les pasa. Sergio, creo que ya has puesto algun post sobre ellos, pero no vendría mal otro porque la situación va a peor. Si es que se van a descolgar hasta en las etapas llanas.

Un saludo

Anónimo dijo...

Al hilo de lo de Serrat.....
En el año 2002 actuó en la presentación del equipo Mapei el cantautor italiano Enrico Ruggeri. En su disco "L'uomo che vola" hay una canción titulada "Gimondi e il canibale" que cuenta una bella historia de una desesperada lucha perdida antes de comenzar entre Gimondi y Merckx. El estribillo es algo así como: cien y más kilometros a la espalda y cien por hacer; seguramente no llegaran más ninguno de los míos; toda esa gente que te grita que no te pares; y tú que me quieres dejar; no lo pruebes, no me cansaré.
Altamente recomendable
Saludos

Sergio dijo...

Muchas gracias por vuestros comentarios. Desconocía lo de Enrico Ruggeri, a ver si se puede encontrar en algún lado.