Desde el 7/06/2013 en www.ciclismo2005.com

22 febrero, 2005

Galería del coleccionista

Pongo la tele y aparece Perico, con su simpatía habitual, presentado un coleccionable de bicis en miniatura. Inmediatamente me viene a la cabeza la parodia que ese no muy agraciado dúo de humoristas llamado Cruz y Raya hicieron en una ocasión de la Galería del coleccionista de gilipolleces, con todo el respeto para Perico, que hace muy bien su labor. Su reclamo publicitario me lleva a pensar que al menos en este caso, aunque el objeto sea un poco rídiculo, es adecuado: el que una señora como María Teresa no sin mi hija Campos empuje junto a su Terelu el carrito de la compra por lo pasillos del súper a la caza de la oferta, resulta, hasta cierto punto, normal (las dos son mujeres que miran mucho la pela). A nadie escandaliza ya que Coronado nos hable el estado de su flora intestinal o que actrices como Silke hagan de las compresas un asunto de tendencias más o menos cool. Lo que ya no resulta tan normal es que estrellas de la talla de Pelé se jubilen, mediáticamente hablando, asumiendo como propias las disfunciones eréctiles de los demás o que esa chica ye-yé que fue Concha Velasco se convierta en la madura señora pipí que nos habla con total naturalidad de las pérdidas de orina propias de su edad.

La cosa se complica, y mucho, en el momento en que los publicistas apuestan por asociar libremente rostros y productos que, por mucho que uno lo intente, no guardan relación alguna entre sí. Extraña e impredecible estrategia es, sin duda, fichar a la glamourosa Nuria Roca para que nos hable del problema de la caspa (¿tanto dinero pedían los Pajares?) o hacer que la Tárrega promocione productos de adelgazamiento a todas luces ineficaces o permitir que la recautuchada Silvia Pantoja, ex concursante de La Selva de los Famosos, anuncie pomadas para cicatrices. Pero, para surrealismo cañí, nada como ver al incombustible José María Íñigo recomendando un producto para el acné juvenil. ¿Estamos locos o qué? Pero bueno, mejor me centro que esto no deja de ser un blog de ciclismo y, en todo caso, Perico parece bastante más apropiado para anunciar bicis de colección que los ejemplos reseñados, aunque uno cuando lo ve aparecer por la pantalla no sabe si le va a anunciar el último Movistar o la tercera etapa de la Vuelta a Burgos.

Volviendo a los dos pedales, la nueva Ley Antidopaje se ha cobrado (como anuncié, aunque debo huir de este mesianismo triunfalista en el que caigo) una primera víctima: Eufeminio Fuentes anunciaba ayer en Diario Vasco que deja el ciclismo para poder dedicarse a su familia en su Canarias natal y para "investigar 400 casos de cáncer de retinoblastoma en el Instituto del Cáncer isleño, casos que vienen de Sudamérica". Pobrecito, si hasta tendrá corazón. Ya que se va por su familia, que se lleve también a su hermana Yolanda, con la que no sólo comparte apellido, sino también técnicas. Conviene recordar que la nueva Ley contempla la cárcel y el Código Penal para el entorno del ciclista, médicos y directores incluídos. ¿Será casualidad o es que soy un mal pensado?. En fin, en todo caso Eufemiano ha creado escuela y volveremos a oír hablar de él y sus bielas guanches.

4 comentarios:

Rubén dijo...

¿Os acordais de aquellos tiempos en los que Perico salía por la tele con Pedro González (qué grande era... se merece un homenaje) y siempre llevaba en la ropa, fuera lo que fuera lo que llevaba puesto, el logo de MoviLine bien visible? Eso sí que era un hombre anuncio.

Perico dijo...

Pues a mi me parece muy bien que Perico anuncie una coleccion de Bicicletas. Mejor que las anuncie el que no un famoso del corazón. O no??
Respecto a lo de Cruz y Raya para mi son los mejores, no se cómo no os pueden hacer gracia.
Saludos y a seguir así.

Sergio dijo...

El caso de Perico y Movistar fue cuando en plena euforia económica de la compañía dirigida por Villalonga y las stock options, crearon un plan de promoción consistente en patrocinar directamente a deportistas: entre los beneficiados estuvieron Lamela, Ferrero o el propio Perico, creo que también Carlos Sáinz.

carlos dijo...

felicidades por tu pagina
un saludo
carlos p.